martes, 14 de julio de 2009

RESUMEN-LA CAIDA DE LA CASA DE LOS USHER


El protagonista narra cómo después de atravesar una región lúgubre, en otoño de repente se encuentra frente a la casa de los Usher, el observar la casa le causa una gran tristeza y recogimiento, pues la casa se veía desolada, triste y los arboles que la rodeaban se encontraban secos, él no comprende porque esto le causa tal abatimiento y después de pensar concluye que se debe simplemente a como están dispuestas las cosas en ese paisaje natural, y que una vista diferente de este paisaje cambiaria las cosas, para lo cual se acerco a su caballo junto al lago pero solamente, logro observar reflejado en el agua el aspecto triste de la casa.

Él planeaba pasar unos días allí, esto debido a una carta que el dueño de la casa, Roderick Usher le había escrito, ya que el señor Usher lo consideraba su mejor amigo y debido a que en la carta mencionaba que el sufría de una enfermedad física aguda y un desorden mental, le pedía que lo fuera a visitar, para que su compañía le ayudara a aliviar un poco su mal, debido a que el protagonista sintió que el señor Usher se lo pedía de corazón, él decidió acudir inmediatamente.

El protagonista recuerda que la familia Usher, por muchos años se había destacado por su sensibilidad artística y en los últimos años por sus obras de caridad, además siempre habían guardado una línea directa de descendencia, sin mayores modificaciones, reflexiona además de la relación que por siglos había existido entre la casa y los integrantes de la familia Usher. Mientras él pensaba en esto, observando el lago, alzo de nuevo la mirada hacia la casa y su imaginación le hizo sentir que casa estaba rodeada por una atmosfera extraña.

Cuando volvió de nuevo a pensar, se dio cuenta que tan solo era una casa antigua, con ciertos desgastes, en especial una grieta en zigzag que iba desde el techo hasta el suelo, mientras observaba esto, él cabalgo hasta la mansión, allí un criado tomo su caballo y otro le recibió conduciéndolo por varios y oscuros pasillos, hasta la habitación de su amo, mientras caminaba hacia este lugar se tropezó con el médico el cual lo saludo con cierta ansiedad nerviosa. Luego el criado abre una puerta y lo deja en presencia de su amo, la habitación donde él se encuentra, le parece amplia y alta, debido a las grandes ventanas, que quedaban a gran distancia del suelo, también le entraba poca luz y en medio de la oscuridad observa una gran cantidad de libros e instrumentos musicales en desorden y oscuros tapices en las paredes y destartalados muebles.


Cuando el protagonista llego el señor Usher se incorporo desde un sofá y lo saludo con mucha vivacidad, lo cual le pareció al protagonista muy exagerado, este lo observo y recordaba sus rasgos los cuales ahora eran exagerados y lo hacían ver cadavérico. Le impresiono también el comportamiento del amigo porque noto cierta incoherencia e inconsistencia, lo cual se debía a su ansiedad y agitación nerviosa.
Igualmente el protagonista observa como su amigo en ciertos momentos habla vivazmente y en otros con una voz apagada, de esta manera el señor Usher le comenta el motivo por el cual lo invito y le cuenta con detalle de su enfermedad, lo cual considera que es un mal familiar que pronto pasaría. Él también sufría de una agudeza molesta de sus sentidos.

El señor Usher le comenta a su amigo que pronto tal vez morirá y que le teme mucho el tener que enfrentar al miedo. Su amigo también nota en él, impresiones supersticiosas respecto a la casa, pues él consideraba que el aspecto sombrío de la casa por años lo había consumido.
Pero además de esto lo preocupaba, la muerte cercana de su hermana “la señorita Madeline”, a la cual vio en ese momento pasar, sin que ella notara su presencia. Ella sufría una extraña enfermedad, la cual la había vuelto una persona cansada y con episodios de catalepsia.

Después de este día y por varios días, ni él, ni Usher, volvieron a mencionar su nombre y el protagonista cuenta como se dedico a tratar de levantarle el animo a su amigo Usher, para ello pintaban, leían juntos y escuchaba como Usher improvisaba en la guitarra, pero a pesar de esto, siempre el señor Usher se mostraba melancólico. En sus pinturas el señor Usher plasmaba cosas que hacían sentir estremecimiento a su amigo, al cual le llamo la atención un cuadro pequeño, donde dibujo un túnel largo y lúgubre, el cual parecía no tener salida ni entradas de luz.

Igualmente a su amigo le impresiona mucho una rapsodia llamada por el señor Usher “El palacio encantado” la cual interpreta en el piano, pues debido a la agudeza molesta de sus sentidos, sus oídos solo soportaban los toques suaves de los instrumentos de cuerda, la rapsodia describía en seis estrofas como un hermoso palacio se transformaba en un lugar tenebroso.
El protagonista también menciona como su amigo Usher defendía vehementemente la idea de que cada uno de los ladrillos de su mansión tenían vida y sensibilidad y que una muestra de ello era el aspecto que él había tomado, además menciona que los libros que leía eran acordes con el carácter fantasmal de toda la situación, y que el libro favorito de los dos era un pequeño volumen del Directorium inquisitorum (Directorio para inquisidores) del dominico Eymeric de Gironne.

Pero el señor Usher encontraba especial gozo en la lectura de un raro libro acerca de una iglesia llamado “Vigilias de los Muertos según el coro de la iglesia de Maguncia” mientras el protagonista pensaba en los extraños ritos que mencionaban en el libro y la influencia que podían tener en su amigo Usher, una noche, se enteran de la muerte de la señorita Madeline, y el señor Usher le comenta a su amigo su deseo de preservar su cadáver por quince días y le pide su ayuda para sepultar a su hermana en una oscura y fría cripta, la cual estaba localizada justo debajo del dormitorio del amigo de Usher, mientras los dos observaban el cadáver, el protagonista nota gran similitud entre el rostro de su amigo Usher y el de su hermana, el señor Usher tal vez adivinando los pensamientos de su amigo le deja saber que eran gemelos y después de tapar el ataúd y cerrar un gran puerta de hierro, suben a descansar.

Después de la muerte de su hermana, el señor Usher se volvió más distante y distraído, dejando de lado sus ocupaciones diarias, y se dedico a deambular por las habitaciones.

Una noche, al séptimo u octavo día después de la muerte de la señorita Madeleine, el protagonista se retira a su habitación y empieza a sentir un gran temor y terror, no podía dormir y veía pasar las horas, pensaba que su miedo era causado por lo lúgubre de su habitación, pero al escuchar ciertos sonidos ahogados cuando la tormenta paraba, decide levantarse, vestirse y calmar su horror paseando de un lado para otro en su habitación, de repente su amigo Usher golpea suavemente en su puerta y entra con su lámpara, a pesar de su presencia cadavérica, su presencia allí lo alivio.

Usher le gritaba a su amigo sino la había visto, mirando a su alrededor, de repente usher abrió la ventana y el viento entro con tanta fuerza que casi los tumba y el protagonista empieza de repente a admirar la rara belleza de la noche, a pesar que la densidad de las nubes no les dejaba ver nada, los objetos que los rodeaban brillaban con una luz anormal, él decide retirar a su amigo Usher de la ventana, diciéndole que el viento puede ser malo para su salud, y para calmarlo le sugiere que lean una de sus novelas favoritas, aunque en realidad no lo era, “Mad Trist” de Launcelot Canning, para pasar aquella noche.

En medio de la lectura, el protagonista escucha ruidos extraños y un grito, que asocia con momentos que lee en el libro, y los cuales piensa en un principio son solamente imaginaciones suyas, tratando de conservar la calma para no alterar a su amigo Usher.

Observo que su amigo había hecho girar su silla hacia la puerta y murmuraba en voz baja, meciéndose suavemente de un lado a otro, con su rostro agachado sobre su pecho, continuo su lectura y de repente escucho un eco metálico y claro y corrió rápidamente hacia la silla y Usher seguía ahí inmóvil frente a la puerta con una mirada pétrea y se acerco preguntándole si no oye el ruido, a lo cual Usher responde que sí, que desde hace varios días, pero que no había querido decir nada, que en realidad habían enterrado a su hermana viva y levantándose de su silla le grita furioso que ella está del otro lado de la puerta, de repente esta se abrió y en el umbral estaba Madeline Usher, con sus ropas ensangrentadas y huellas del forcejeo en su cuerpo. Temblando y tambaleándose en el umbral, dio un lamento y cayó sobre el cuerpo de su hermano, quien ya estaba muerto por el terror que había sufrido.

De inmediato el protagonista, el amigo de Usher huye aterrorizado de aquella mansión, cuando comienza a alejarse del lugar observa una luz extraña y se voltea para mirar, pudiendo ver como entre el viento, la lluvia y un rayo que iluminó la noche sin luna, la mansión se cae a pedazos, hasta desaparecer en el negro lago que se tragaba a cada uno de sus cimientos y a los extraños hermanos Usher.


FIN

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada